Ampliando la idea de negocio

Después de años de esfuerzo y sacrificio por fin lo has conseguido… la idea de negocio más impresionante de toda tu carrera!! Ahora bien, ¿es una más, de tus brillantes ideas o es, de verdad, una gran idea de negocio? Tener una idea es solo eso, una idea, pero si de verdad queremos convertirla en una idea de negocio entonces debemos ampliarla, debemos empezar a crear el negocio.

¿Cómo? Pues, sintiéndolo mucho por ti y por tu orgullo, destrozándola.

La idea de negocio debe convertirse en el trampolín que te obligue a esbozar tu proyecto y debe ser la culpable de empezar a darle forma, de construir un simple boceto de lo que quieres que sea tu empresa. Por ello toda idea de negocio debe de tener los siguientes puntos:

  1. Negocio: ¿A qué te vas a dedicar?. Ej.: Tienda de ropa
  2. Producto/Servicio: ¿Que vas a ofrecer?. Ej.: Ropa de moda de hombre.
  3. Modelo de negocio: ¿Cómo vas a conseguir que te paguen? En este apartado se incluyen todos los procesos que sigue nuestro producto hasta que llega al cliente. Ej.: Un grupo de proveedores elegidos a conciencia nos proporcionan la ropa que ponemos a disposición del cliente.
  4. Ventaja Competitiva: ¿Por que te van a comprar a ti? Aquí hay que añadir las ventajas que tienes con respecto a otras empresas del mismo sector. Ej.: Telas de la india, sastres ingleses, estilo italiano…
  5. Capital: ¿Cuanto dinero necesitas? Que dinero necesitarás para el correcto funcionamiento de tu negocio, tanto el capital físico como el humano. Ej.: Un local situado en una zona céntrica, dos cajas registradoras, elementos de decoración, perchas, cuatro dependientes…
  6. Mercado: En este apartado deberás incluir los aspectos de los clientes y el mercado. Cómo darás a conocer tu producto y cuales son tus clientes objetivos. Ej.: La técnica principal de publicidad será centrar los anuncios y las revistas en canales de televisión y zonas deportivas, así como eventos de moda masculina.

Ampliar la idea de negocio te sirve como precedente a desarrollar un plan de negocio pero, sobre todo, para entender si es una de tus brillantes ideas o una verdadera idea de negocio.

Foto: Osterwalder