Pautas para no perder la motivación en el camino

Motivación y paciencia

Hay días en los que no levantarse de la cama sería la mejor solución para evitarse problemas. El sistema se cae o te quedas sin luz, te fallan los proveedores, problemas con empleados, problemas con clientes, problemas, problemas y más problemas…hasta tu boli se queda sin tinta…pero en tu camisa… ¿Como seguir motivado y concentrado en días así?

Controlar todo lo que sucede a nuestro alrededor, además de absurdo, es imposible por lo que pase lo que pase tan solo podemos controlarnos a nosotros mismos…que ya es mucho en determinadas ocasiones.
Pero ¿Cómo hacer para no perder la motivación en el camino? Lo lógico es que después de tantos problemas, atascos, averías y demás tu cabeza se de por vencida y trate de abandonar la batalla…lógico por otra parte.

“Vencido no es el que pierde sino el que se da por vencido”

La motivación es un estado mental construido por elementos internos del individuo pero manipulado por elementos externos lo cual nos lleva a tener una veleta interna que cambiará de orientación según soplen aires del este o del oeste… Romper esta corriente de aire será nuestra primera premisa para evitar los escalofríos que nos provoca.
¿Cómo? Premiar nuestro sentido interno de eficiencia será la forma en la que engañemos nuestra motivación lo cual nos llevará a que nos responsabilicemos de nuestra conducta y creará la inercia que nos hará continuar el camino.

¿Cómo?

1. Olvida las metas
2. Céntrate en los pasos para las metas
3. Divide los pasos en minimetas

1. Olvida las metas: Pero solo en sentido figurado. Tener una meta es el primer paso para motivarte pero también lo es para desmotivarte. No es lo mismo crear un buscador para Internet que desarrollar el nuevo google. Está claro que desarrollar un buscador es un objetivo claro y tangible, un proyecto, pero desarrollar el nuevo google no es un proyecto…
Una vez marques la meta, clara, realista y tangible, olvídate de ella tanto como puedas pero céntrate en el camino para conseguirla.

2. Divide tu meta en minimetas
El problema de las metas es que siempre suelen ser de largo plazo lo cual hace que el objetivo se difumine en el horizonte y se retrasen esfuerzos para su consecución. La solución pasa por dividir esa meta en pequeñas metas, de corto plazo, que nos mantendrán motivados para continuar peleando.

“La verdadera sabiduría se adquiere en el camino no cuando llegas”rijkaard - motivacion

3. Céntrate en los pasos para la meta
Cuando el objetivo es terminar una fase, pasar de nivel, terminar un proceso la motivación no juega un papel decisivo. Puedes estar más brillante, más perezoso, más trabajador pero siempre estarás motivado por que lo que importa es terminar. No habrá excusas, no habrá procrastinación ni nada que se pueda parecer por que tu sentido interno entenderá que terminar es pasar de nivel y eso te obligará a continuar trabajando.

Centrarte en la meta final te llevará a dudar, equivocarte, cambiar de rumbo, desmotivarte!! Es posible que tengas éxito pero también es probable que todo vaya peor de lo que te diría la ley Murphy.

Centrarte en los pasos para tus metas te llevará a no perder la motivación pase lo que pase, a mantenerte en el camino y sobre todo a que nunca te haga falta motivarte…

4 Comments

  1. forex
  2. el_luyi

Leave a Reply

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies